La madera es un elemento estructural y decorativo en muchas viviendas y puede ser muy duradero. Sin embargo, tiene el problema de ser susceptible a diversas plagas. Las plagas de la madera afectan a su estética, pero sobre todo y más importante, ponen en riesgo su integridad estructural.

Por eso, si tienes una casa de madera o si cuentas con este material en la estructura de tu hogar, te invitamos a leer este artículo. Veremos los tipos de plagas más comunes de la madera: las termitas, carcomas y hongos; y te ofreceremos consejos para su prevención y tratamiento.

Las termitas

Las termitas son, probablemente, la plaga de la madera más conocida. Son las más devastadoras porque estos insectos tienen la capacidad de destruir la estructura desde el interior. Las termitas trabajan en silencio y es muy frecuente que su presencia no se detecte hasta que el daño que han producido ya es evidente y muy considerable.

Para identificar una infestación de termitas en la madera de tu casa, fíjate en si la madera está hueca al tacto, si hay túneles de barro en las estructuras de madera o si hay enjambres.

Aunque las termitas son uno de los problemas más comunes y devastadores en lo que se refiere a plagas de la madera, la verdad es que también son muy fáciles de prevenir: eliminar la madera en contacto con el suelo y asegurarte de que no haya humedad acumulada cerca de tu hogar.

Pero si estos insectos ya han entrado en tu casa, lo mejor es dejar los remedios caseros a un lado y recurrir a profesionales que apliquen las técnicas necesarias, como barreras químicas y cebos para termitas.

La carcoma

A diferencia de lo que hemos visto sobre las termitas, la carcoma es un insecto muy fácil de detectar y no construye colonias. Las carcomas dejan unos pequeños agujeros redondos en la superficie de la madera, haciendo que sea fácil identificar la plaga a simple vista. Estos insectos ponen sus huevos directamente en la madera y las larvas se alimentan de ella antes de hacerse adultos.

Aunque el daño puede ser menos grave que el producido por las termitas, no deja de ser importante mantenerlas alejadas y actuar rápidamente. El tratamiento para esta plaga consiste en aplicar insecticidas específicos en los agujeros y en la madera afectada.

Los hongos de la madera

Los hongos de la madera prosperan en condiciones de alta humedad y pueden causar pudrición blanca o marrón, dependiendo del tipo de hongo.

La pudrición es un debilitamiento estructural en el cual la madera se vuelve quebradiza y cambia de color. Para combatir estos hongos, es fundamental que controles la humedad dentro de la vivienda y en los alrededores.

Algunas maneras de conseguirlo son mejorar la ventilación, solucionar problemas de filtraciones y utilizar tratamientos fungicidas en las zonas afectadas.

Prevención y control de plagas de la madera

Sin duda, como ocurre con cualquier tipo de plaga, la mejor manera de prevenir las plagas de la madera es la prevención.

Inspecciona regularmente la madera de tu hogar en busca de signos de infestación, mantén la madera seca y bien ventilada, y trátala con productos que repelen insectos y hongos.

Si descubres plagas en tu hogar, contacta con un profesional que evalúe la extensión del problema y te recomiende el mejor tratamiento en tu caso.

Mantener tu hogar libre de las plagas de la madera es posible. ¿Tienes alguna duda sobre las plagas de la madera? Contacta con nosotros. En Descale te ayudamos a garantizar que tu hogar esté debidamente protegido de estas amenazas.